Tigres tomó un respiro en la Liga Profesional de Béisbol Colombiano ‘Super Giros-BetPlay’ al derrotar este martes por 8-3 a Gigantes para ponerse a 3.5 del tercer lugar, en poder de la novena naranja.

Un día después de caer de una manera dramática ante Caimanes, los felinos pusieron fin a una racha de tres derrotas seguidas y siguen aspirando a estar en el Round Robin.

Tigres despachó ocho imparables y le sacó provecho a cinco errores cometidos por Gigantes, los cuales influyeron en su derrota.

En el cuarto tomó una ventaja cómoda al fabricar un racimo de cinco carreras. Jhonatan Lozada dio sencillo y Keury De la Cruz se embasó por error del torpedero Adrián Valerio. Jesús Marriaga conectó sencillo para impulsar a Lozada y Juan Zabala sacudió doblete que trajo al plato a De la Cruz. Diover Ávila recibió boleto y Stanley Javier dio fly de sacrificio que remolcó a Marriaga. Otro error de Valerio permitió que Zabala entrara con la cuarta de los felinos y Ávila también anotó por un wild pitch.

Gigantes descontó con dos carreras en el sexto. Una producto de un sencillo de Audy Ciriaco que empujó a Roberto Caro y otra por un fly de sacrificio de Daniel Aguilar que trajo al plato a Ciriaco.

Tigres amplió el score con tres carreras en el séptimo. Javier anotó por un error de Ciriaco y luego Gaspar Palacio conectó un jonrón que encontró en la vía a Rafael Romero para poner el juego 8-2.

El cuadrangular de Palacio fue su primer imparable en 32 turnos en el campeonato.

En el octavo, Gigantes fabricó su tercera rayita con un jonrón solitario de Ciriaco. El dominicano la sacó del Édgar Rentería por segundo día consecutivo y completó tres vuelacercas en la temporada y cinco empujadas en los dos últimos juegos.

La victoria fue para José Altamiranda (2-2), quien lanzó dos entradas, permitió un hit, una carrera, una base por bolas y ponchó a tres. El salvado fue para Sugar Ray Marimón (3), quien trabajó los tres últimos episodios y le batearon un hit, le anotaron una carrera y ponchó a dos.

El pitcher perdedor fue Wirkin Estévez (2-2), quien estuvo siete completos en la lomita. Permitió seis imparables, siete carreras, dos bases por bolas y propinó un ponche.