Tigres tenía urgencia de ganar para no seguir hundiéndose en el último lugar del standing y lo consiguió con un gran pitcheo del dominicano Juan Núñez, quien en calidad de relevo, se acreditó la victoria por 5-1 sobre Gigantes en la Liga Profesional de Béisbol Colombiano ‘Super Giros-BetPlay’.

Diover Ávila aseguró la victoria para Tigres en el octavo al sacudir un jonrón de dos carreras. El de Moñitos (Córdoba) bateó de 4-2 con dos anotadas.

La novena dirigida por Néder Horta, quedó ahora con marca de 7 ganados y 15 perdidos, a 3.5 juegos de distancia de la tercera casilla que está en poder de Gigantes (10-11).

Núñez entró a lanzar en el tercero por Ronny Agustín y, en seis entradas completas, permitió cinco hits, una carrera, dos bases por bolas y propinó cinco ponches. De esta manera, el dominicano logró su tercer triunfo en el campeonato en donde todavía no conoce la derrota. La faena la concluyó Sugar Ray Marimón.

A la defensiva, Gigantes cometió cuatro errores que fueron determinantes para su caída. Dos fueron del segunda base Francisco Acuña, uno del inicialista Andy Vásquez y uno del jardinero Franklin Labour.

El de Labour, en el primer inning, propició la primera carrera de Tigres en las piernas de Brallan Pérez que bateó un elevado que no pudo capturar el jardinero de Gigantes, lo cual aprovechó para llegar hasta tercera de donde anotó por fly de sacrificio de Jesús Marriaga.

Tigres fabricó la segunda en el cuarto a través de Diover Ávila, producto de un error de Acuña, luego de que Luis Encarnación había sido out en la goma.

El segundo error de Acuña, en el séptimo, trajo la tercera carrera de Tigres anotada por Gaspar Palacio y en el octavo un jonrón de Ávila ante Hernán Guzmán, que encontró en circulación a Encarnación, que había conectado doblete, marcó la diferencia definitiva en el juego.

La única rayita de Gigantes llevó la firma de Andy Vásquez, quien luego de batear un sencillo anotó desde tercera por un error del receptor Jesús Posso.

El abridor de Gigantes, Harold Melenge (0-2), tras una labor de tres entradas, durante las cuales permitió cuatro hits, dos carreras, una base por bolas y ponchó a tres bateadores. Eduin Villa también tiró tres episodios y Yhonatan Barrios, Hernán Guzmán y Brayan Ramírez uno cada uno.